Expectativa y cautela en los rectores tras el anuncio del Gobierno de un aumento del presupuesto universitario

Tras la actualización de gastos de la UBA, el vocero presidencial, Manuel Adorni, expresó que se avanzó en un acuerdo con el Consejo Interuniversitario Nacional para que las casas de estudios tengan recursos para afrontar los gastos de funcionamiento. Sin embargo, todavía no se firmó una resolución.

Luego de que el Gobierno anunciara que avanzó en un acercamiento con el Consejo Interuniversitario Nacional (CIN) con un aumento del 270% para que las casas de estudios cuenten con recursos para afrontar los gastos de funcionamiento, rectores de universidades nacionales expusieron su expectativa, aunque también mostraron cautela debido a que advirtieron que todavía no se firmó una resolución ni hubo una convocatoria para confirmar el acuerdo.

En su habitual conferencia de prensa en la Casa Rosada el vocero presidencial, Manuel Adorni, expresó que el Gobierno avanzó en un acercamiento con el CIN para "dotar a las universidades de los recursos en términos de gastos de funcionamiento que todos entendemos que son los necesarios".

El anuncio de Adorni se produjo en medio del rechazo de varias universidades al recorte presupuestario que impulsó la administración de La Libertad Avanza, que atenta contra el funcionamiento de ellas, aunque el secretario de Educación, Carlos Torrendell, había prometido el 14 de mayo en la Cámara de Diputados que se iban a firmar subas aunque no detalló los nuevos montos ni los plazos en los que se girarán. También se llevó a cabo una sesión este martes en la Cámara baja para tratar la emergencia presupuestaria.

El vocero presidencial detalló que "el ajuste será en torno al 270% y de no mediar ninguna complicación se va a estar formalizando el lunes" y agregó que confían en ponerle punto final al "desacuerdo que había en términos presupuestarios".

Rectores afirmaron que no se firmó una resolución de la suba del presupuesto para las universidades

No obstante la rectora de la Universidad Nacional del Comahue, Beatriz Gentile, alertó que no se firmó la resolución sobre la suba al presupuesto destinado para las universidades estatales: "Autoridades del CIN nos comunicaron que hubo llamadas telefónicas y propuestas informales para juntarse la semana que viene para poder conversar sobre lo que se anunció hoy, pero la verdad que no tenemos información directa ni ninguna resolución firmada".

"No tenemos ninguna resolución ni del Ministerio ni de nadie. Los anuncios de Adorni es lo mismo que recibimos los rectores. No tenemos información concreta de que haya habido un acuerdo", agregó en esta línea, en diálogo con C5N.

Por su parte, el rector de la Universidad Nacional de San Luis y presidente del CIN, Víctor Moriñigo, expuso la postura de la administración de Javier Milei en el conflicto: "Tuvimos la noticia de un acercamiento informal. Se nos dijo que había una intención del Gobierno de equiparación en el porcentaje con respecto a los fondos girados a la UBA, con lo cual tomamos esta noticia con mucho beneplácito. Giré una comunicación a los rectores de las universidades argentinas e informé que tomamos conocimiento de esta intención del Gobierno y de que la próxima semana entre lunes y martes íbamos a tener acceso a la formalización de esta oferta, a algo más tangible".

"Ojalá que esto se solucione porque es lo que necesitamos y queremos. Acudiremos a la reunión del lunes, martes o cuando nos convoquen de manera formal. El aumento del 270% es una parte de lo que se conversó informalmente, la otra parte tiene que ver con seguir discutiendo el tema de becas y salarios. Se nos propuso generar mesas técnicas para calcular el presupuesto del año que viene", manifestó a este medio.

También destacó el ofrecimiento del Gobierno, aunque lo consideró insuficiente: "El 270% no satisface pero al menos es lo mismo que tiene la UBA y eso es un buen número para seguir charlando a lo largo del año. También entendemos que la situación fiscal del país no es la mejor, siempre lo tuvimos en cuenta. Estamos muy confiados en que si así será es el principio de solución a uno de los grandes temas, lo otro es lo salarial y de gestión más interna".

En tanto, expuso su malestar por el nivel de los salarios del personal de las universidades. "La cuestión salarial es grave. Hay una pérdida del poder adquisitivo de los salarios de trabajadores universitarios de alrededor de 50 puntos. El desfasaje de diciembre y enero disparó todo y en esos dos meses no hubo paritarias. Además, cuando hubo siempre estuvo dos puntos debajo de la inflación. Este lunes hubo paritarias y hubo una oferta del 9% no aceptada por los gremios pero será liquidada", marcó.

También, fuentes de la Universidad Nacional de Cuyo indicaron a este medio que "formalmente no tenemos ninguna notificación de este acuerdo de incremento. Estamos esperando la resolución del Gobierno o una notificación formal del Consejo Interuniversitario Nacional".

En esta línea, el rector de la Universidad Nacional de Avellaneda, Jorge Calzoni, los últimos cálculos de funcionamiento realizados, en diálogo con C5N: "Nos enteramos por el CIN de que había un llamado con la idea de que posiblemente la semana próxima se firme algún tipo de acuerdo para reponer el gasto de funcionamiento, que es una de las principales preocupaciones. Los gastos de funcionamiento fueron calculados en 2022 y en 2023 se actualizaron de distintas maneras. Nosotros arrancamos con un paso atrás en 2024".

Beatriz Gentile, Jorge Calzoni y Víctor Moriñigo
Beatriz Gentile, Jorge Calzoni y Víctor Moriñigo.

Beatriz Gentile, Jorge Calzoni y Víctor Moriñigo.

En tanto, mencionó la sesión de este martes en la Cámara baja. "Sabemos que en Diputados se discute porque algunos nos llamaron para consultarnos una idea de actualización que tenía que ver con actualizar por inflación al menos los gastos de funcionamiento. Es bueno que se pueda reflotar esto porque tiene que ver con las cosas cotidianas, como los arreglos de lo que no podíamos arreglar o las tarifas, que tienen que ver no sólo con la inflación sino con la devaluación de fin de año que implicó que los precios dolarizados se hayan casi duplicado", subrayó.

Luego, advirtió que la suba del 270% es escasa: "Es insuficiente. Siempre necesitas más. Hay incrementos que estuvieron por encima de la inflación y otros que no. Discutimos lo básico para poder funcionar, aunque también hay otros programas como la investigación. Suponemos a partir de esto discutir lo que falta y lo que está pendiente. Un tema clave es el de obras porque algunas están sin terminar y tenemos contratos firmados con créditos internacionales y también hay un aspecto jurídico a resolver. No tenemos respuesta".

A pesar del anuncio del Gobierno, rectores de universidades expresaron que no se levantará el paro nacional docente para este jueves

Los gremios docentes nucleados en la Confederación General del Trabajo (CGT) y la Confederación de Trabajadores de la Educación de la República Argentina (CTERA) anunciaron un paro nacional de 24 horas para este jueves en reclamo de una convocatoria a la paritaria nacional y de incrementar el financiamiento educativo.

Tras el anuncio de Adorni creció la expectativa por si finalmente la medida de fuerza no se llevará a cabo. Sin embargo, rectores de universidades marcaron que el paro se llevará adelante como estaba estipulado.

Gentile marcó que el paro se realizará y manifestó su preocupación por los niveles de los sueldos de los trabajadores de la educación: "No se va a levantar porque tengo entendido que lo que se ofreció en la paritaria los gremios no lo aceptaron. El retraso salarial con docentes y no docentes es muy grande. Estaban ofreciendo un 9% cuando la pérdida salarial es de casi el 50%. Eso no es recomposición".

En este marco Calzoni diferenció: "Son dos discusiones distintas. El gremio docente y gremio no docente discute la pérdida salarial. Hubo un ofrecimiento que no fue aceptado por los gremios y es una discusión que se está planteando entre el Ejecutivo y los gremios. En principio, por lo que me contó la gente de los gremios, está previsto que se hagan actividades este miércoles y un paro total el jueves. Es como una discusión paralela al funcionamiento propio de las universidades".

"En el último tiempo debimos tomar austeridad extrema"

Por otro lado, marcaron que como consecuencia de la compleja situación económica, debieron ajustar considerablemente los gastos e incluso recurrieron a distintos cortes de servicios en las universidades.

Moriñigo, con respecto a la Universidad Nacional de San Luis, reflejó las dificultades que tiene el establecimiento: "En marzo tomamos medidas de austeridad, como restringir cuestiones que hacen que podamos seguir abiertos. Ahorramos en arreglos edilicios, las compras de materiales y la puesta en marcha de equipamientos, además de que de que se está haciendo la mitad de los viajes de campo de estudio. Funcionamos como podemos, no es lo óptimo".

Universidad San Luis
La Universidad Nacional de San Luis.

La Universidad Nacional de San Luis.

En tal sentido, Calzoni añadió: "En el último tiempo debimos tomar una austeridad extrema, el problema es que las cosas que se rompen no se pueden reparar. Restringimos las cosas cotidianas. Por ejemplo, en artículos de limpieza hubo un tiempo en el que sólo comprábamos lavandina y no podíamos comprar otra cosa. Creo que a todas las universidades les pasó también con los ascensores porque cada vez que se rompen es un dolor de cabeza".

Gentile, por su parte, también expresó las medidas que se tomaron para afrontar la delicada situación presupuestario. "Hicimos un recorte en el servicio de limpieza porque suspendimos los sábados y priorizamos los baños y las aulas. Este año no hicimos la convocatoria de becas de investigación y otro tipo de becas. Con respecto a las tarifas, pedimos la refacturación de la luz con una baja. Nuestros recortes tuvieron que ver con directamente no pagar y en otras hablar con proveedores para ver de qué manera seguir", marcó.

"Tenemos acumulado un déficit de más de $211 millones en lo que va de estos meses. Eso se pagó con remanentes de ejercicios anteriores. Tenemos un ingreso de $206 millones con el 70% que nos dieron de incremento y un gasto de $276 millones. Si bien el aumento del 270% mejora la situación, difícilmente nos alcance porque estamos recibiendo incrementos a las tarifas de gas, que pasó de $230 mil a 9 millones. Si bien alivia, vamos a seguir en una situación muy ajustada con el resto del presupuesto", agregó sobre el desequilibrio económico.

DEJA TU COMENTARIO: