De qué se trata la tradición japonesa con espíritu místico de admirar cerezos en primavera

Los japoneses conservan una costumbre que se da al inicio del mes de abril, luego de haber superado la época más fría del año.

A lo largo y a lo ancho del mundo, cada país tiene sus tradiciones que nacieron siglos atrás pero que, a pesar del paso del tiempo, se conservan porque forman parte de la cultura de cada territorio. Muchas de esas costumbres pueden resultarnos un tanto llamativas, sin embargo, para determinadas sociedades son consideradas rituales. En este sentido, conoceremos el hábito japonés que tiene un espíritu místico que consiste en admirar los cerezos durante la primavera.

Esta tradición se realiza durante los primeros días de la primavera (mes de abril), luego de haber estado atravesando temperaturas muy bajas. Este ritual se lleva a cabo al aire libre y una de las características es quedarse en silencio. Conocé todos los detalles.

Cuál es la tradición japonesa que admira a los cerezos en primavera

Se trata de una tradición que sucede durante la primavera. En esta época del años, los valles y picos de Japón se tiñen de rosa por el brote de las flores de cerezo. Este acto se lo conoce como Hanami y consiste en mirar las flores en silencio. En este sentido, se pueden ver las calles de color por las jacarandá o las sakuras.

Cada vez que se da este fenómeno en el país oriental, la gente se roma un tiempo para apreciar el inicio de la primavera y la belleza del florecimiento de las plantas.

tradicion
Reuniones en parques públicos: así se festeja el Hanami.

Reuniones en parques públicos: así se festeja el Hanami.

Durante el mes de abril, los japoneses realizan esta especie de ritual que consiste en admirar los cerezos en flor luego de épocas de bajas temperaturas. Con la llegada de los primeros días cálidos, nace la contemplación silenciosa de los árboles. Además, la traducción de Hanami es -literalmente- "mirar las flores".

Cómo se celebra Hanami

Los japoneses, para mirar las flores, realizan un acto de reunión y reconciliación con la transitoriedad de su estancia en este plano de consciencia. Por lo tanto, organizan festejos en torno a los cerezos y las personas se reúnen para mirarlos en los parques públicos. Organizan picnics en familia y con amigos. Se encuentran y se quedan varios minutos en silencio mirando los árboles que brindan un tono rosa.

Las flores del cerezo son conocidas como Sakura y, según registros nacionales, el Hanami surge entre los años 710 y 794. Esta época conocida como Nara, indica la llegada de la primavera.

El aroma de las flores adquirió una connotación sagrada que guarda relación con la élite política japonesa en la Edad Media.

Aunque pareciera lo contrario, esta tradición japonesa celebra la decadencia de las flores que mueren en abril.

DEJA TU COMENTARIO: