El legendario bodegón barato de Buenos Aires que se destaca por su "vermouth, milanga y tango"

El restaurante tiene más de 120 años de historia y regresó después de un obligado paréntesis durante la pandemia.

El sur de la Ciudad de Buenos Aires ofrece un sinfín de opciones que combinan muy buena gastronomía, a precios accesibles, y con una ambientación espectacular. Y entre ellos está el legendario bodegón barato que se destaca por su "vermouth, milanga y tango".

Tiene más de 120 años y regresó después de un obligado paréntesis durante la pandemia. Su esquina es un viaje al pasado: antiguas baldosas, mesas y sillas al tono, barra de madera maciza, mostradores antiguos y muestrario de botellas. Vieja pizarra, ventanas fileteadas y de fondo, tango.

Se trata de La flor de Barracas, un clásico del barrio, punto de encuentro para los vecinos, con sala de ajedrez incluida. Un bolichón que abrió en 1906 y que hoy es una excelente opción para las comidas, pero también un sitio ideal para el desayuno para comenzar el día, o para un corte a la tarde.

La Flor de Barracas
“Bar notable” o “Vermouth, milanga y tango”, así se presenta “La flor de Barracas” en sus redes sociales.

“Bar notable” o “Vermouth, milanga y tango”, así se presenta “La flor de Barracas” en sus redes sociales.

Dónde queda La flor de Barracas

“Bar notable” o “Vermouth, milanga y tango”, así se presenta La flor de Barracas en sus redes sociales. Está en la esquina de Suárez y Arcamendia, en pleno barrio de Barracas. De lunes a viernes abre de 8 a 16 y los sábados de 11 a 16. Y de noche, de 20 a 0.30 de jueves a sábados.

Qué puedo pedir en La flor de Barracas

La carta ofrece desayunos y meriendas, con medialunas, tostado de jamón y queso , tostadas con huevos revueltos y promociones de infusiones. Para picar, menú de tapeo con buñuelos de acelga, ravioles fritos, mozzarelitas con fileto y aceitunas negras y tablita de quesos.

Los platos principales recomendados son las milanesas a caballo o napolitanas, escalope con guarnición o pastas caseras al huevo, canelones o empanadas. Y los postres, los clásicos: flan, vigilante o Martín Fierro, budín de pan, duraznos o frutillas con crema y postre helado.

La Flor de Barracas
Un clásico del barrio de Barracas.

Un clásico del barrio de Barracas.

Para las cenas, está la “Flor de milanga”, con fileto, mozzarela, panceta, arvejas, morrones y huevos fritos, con fritas. También hay selección de pastas y tabla de fiambres. Después, flan con crema o dulce de leche, mousse de chocolate o frutillas y duraznos con crema.

Todo puede ir acompañado de una partida de ajedrez u otros juegos de mesa, como naipes o dados, o shows en vivo, y siempre con un vermouth.

Cómo llegar a La flor de Barracas

“La flor de Barracas” está en la esquina de Suárez y Arcamendia. Del Obelisco la separan casi 5 kilómetros, y en auto podrían ser unos quince minutos de viaje. Una opción en colectivo desde el centro es la línea 100, con menos de media hora de viaje.

DEJA TU COMENTARIO: