El papa Francisco reclamó que se priorice la lucha contra los abusos sexuales

El sumo pontífice envió un mensaje al Congreso latinoamericano sobre la prevención del abuso a menores que se realiza en Paraguay, donde participan líderes religiosos y civiles.

El papa Francisco pidió este martes que se priorice la lucha contra los abusos sexuales en las iglesias latinoamericanas y consideró que este tipo de ataques por parte de miembros del clero es una "herida indeleble en el cuerpo de Cristo"

En un mensaje enviado para la apertura del II Congreso Latinoamericano de Prevención que se desarrolla en Paraguay, el pontífice indicó que: "El trabajo de establecer procedimientos claros para la protección de las personas vulnerables en la Iglesia debe convertirse en una prioridad en cada iglesia local".

El encuentro que se realiza en Asunción tiene como título "Atender, Informar y Comunicar: claves para una gestión eficaz en los casos de abuso sexual" y participan líderes eclesiales y representantes civiles, con el interés puesto en la protección de los menores en Latinoamérica.

Iglesia Católica Paraguay

En su misiva, un día después de cumplir una década como Papa, Francisco sostuvo que "tanto una violación, como una traición, el abuso sexual por parte del clero y su encubrimiento por parte de obispos y superiores religiosos ha dejado una herida indeleble en el cuerpo de Cristo, la Iglesia, debido al daño causado a tantas personas".

"El abuso sexual por parte de cualquier persona en la Iglesia, siempre que haya ocurrido, es un peligro claro y presente para el bienestar del pueblo de Dios y su mal manejo continuará degradando el Evangelio del Señor a los ojos de todos", afirmó Francisco. "Cualquiera que disminuya el impacto de esta historia y minimice el peligro actual deshonra a aquellas que han sufrido tanto y engaña a aquellos que dicen servir", agregó.

El sumo pontífice recordó que "los líderes de la Iglesia han hecho mucho para enfrentar este mal y evitar que se repita" y celebró la organización de este tipo de encuentros, debido a que sirven a la "escucha, reflexión y ayuda".

Además, el Papa advirtió a los religiosos latinoamericanos que no permitan que "la falta de recursos" sirva de impedimento para promover medidas de prevención adecuadas. "Debemos ser capaces de ver los resultados de que los menores están más seguros en nuestra Iglesia", reconoció.

TEMAS RELACIONADOS
DEJA TU COMENTARIO: