Burlando, duro con Thomsen tras la entrevista: "Si hubiera dicho lo mismo en el juicio, le habrían dado 50 perpetuas"

El abogado de los padres de Fernando Báez Sosa aseguró que el rugbier buscó "sensibilizar", para "generar algún tipo de emoción en los futuros jueces que tengan que decidir algún recurso", lo que "sería subestimar muchísimo a la Justicia".

Fernando Burlando, abogado de los padres de Fernando Báez Sosa, se refirió a la reciente entrevista concedida por Máximo Thomsen, uno de los condenados a reclusión perpetua por el crimen del joven en Villa Gesell en 2020. Según el letrado, el rugbier buscó "sensibilizar", para "generar algún tipo de emoción en los futuros jueces que tengan que decidir algún recurso", lo que "sería subestimar muchísimo a la Justicia".

"Ellos son lo que mostraron. Hoy quieren tal vez ponerse en una posición para generar algún tipo de emoción en los futuros jueces que tengan que decidir algún recurso", sostuvo este sábado en La noche de Mirtha el representante de la familia del joven brutalmente asesinado durante sus vacaciones en la costa.

"Si hubiera dicho lo mismo en el juicio que en la entrevista, le habrían dado 50 perpetuas, con todas las contradicciones, con la impronta que tenía Fer en su rostro", remarcó.

Embed - Burlando sobre Thomsen: "Si hubiera dicho lo mismo en el juicio, le hubieran dado 50 perpetuas"

Burlando subrayó: "Creo que pretenden sensibilizar. Sería subestimar muchísimo a la Justicia, pensar que una declaración de este tenor puede movilizar a alguien".

"Las únicas víctimas acá son Fernando Báez Sosa y sus papás que viven muy angustiados. Creo que detrás de lo que le pasó a estos jóvenes está la cruda realidad de nuestras vivencias", concluyó.

Máximo Thomsen habló por primera vez y apuntó contra sus compañeros: "Que no me imputen cosas que hicieron otros"

Máximo Thomsen, uno de los rugbiers condenados a prisión perpetua por el crimen de Fernando Báez Sosa, ocurrido en 2020 a la salida de un boliche de Villa Gesell, habló por primera vez desde la cárcel y dio su propia versión de los hechos. "Fue por culpa de nosotros, pero nadie quiso que pasara", sostuvo.

Desde la Alcaidía N°3 de Melchor Romero, el joven de 24 años brindó una entrevista a Telenoche en la que relató los hechos que ocurrieron en la madrugada del 18 de enero de 2020 e intentó repartir el peso del asesinato con sus compañeros. “Yo solo recuerdo que entré pateando. Yo no me quiero esconder de lo que pasó, quiero que nos culpen por lo que pasó, no por algo que dicen que pasó”, se descargó Thomsen, y tras decir esta frase se quebró en llanto.

Thomsen fue condenado a prisión perpetua el 6 de febrero de 2023 junto con Ciro Pertossi, Enzo Comelli, Luciano Pertossi y Matías Benicelli, por el delito de homicidio doblemente agravado por el concurso premeditado de dos o más personas, en concurso ideal con lesiones leves. En una entrevista que duró dos horas, el exrugbier siguió con su relato: “Estuve ahí, participé, le pegué, pero nunca quise que esto terminara así. Es difícil, porque es un cargo de conciencia importante, porque cuando uno no lo busca, no espera esta consecuencia”.

Sobre la trágica noche, el joven indicó que llegó borracho a Le Brique y que en un momento se encontraba parado junto a la barra y lo ve a Matías Benicelli que "se estaba agarrando la cara y me dijo que le pegaron. Al toque lo agarra del cuello un Seguridad, lo levanta y le digo: 'por favor, bajalo que lo vas a matar'". Acto seguido, la Seguridad del lugar les ordenó que se retiren del establecimiento.

Máximo Thomsen

"En ese momento desconocía y después me enteré que había sido Fernando el que le pegó. Porque Matías estaba separándolo a él con otra persona, que nunca supe quien era, y cuando le puso la mano en el pecho, se ve que se sintió amenazado y le pegó una piña en la frente", aseguró. "A mi me pusieron como que yo me peleé adentro del boliche y yo nunca me peleé adentro del boliche", sostuvo.

Además, haciendo mención a la grabación de las cámaras del local en la que se lo ve forcejeando con un guardia y amenazando a otra persona, indicó que "no es un gesto, sino que cuando me agarran yo me quiero sacar el brazo". Además, afirmó que el supuesto gesto no iba dirigido a Báez Sosa ya que "nunca tuve ni contacto visual con Fernando".

En relación al momento en que son echados del lugar, Thomsen señaló: "No pude hablar nada (con mis amigos). Cuando me sacan, me estaban asfixiando. Cuando paso por la puerta siento que me pegan dos piñas en la costilla y una en la cabeza los de Seguridad".

"En ese momento surge una pelea. Mis amigos se pelean con otro grupo de pibes que estaba ahí, se agarran a piñas", agregó y afirmó que se trata de la pelea previa al crimen de Fernando que fue filmada por Lucas Pertossi.

Embed - FERNANDO BURLANDO: ¨THOMSEN LLORA por ÉL, no por FERNANDO¨

"Inmediatamente que se terminan de pelear, me dicen 'ya fue, vamos'... Estoy cruzando la calle, escucho a uno que estaba haciendo como burla y escucho 'si, es ese'. Veo que van corriendo, un amigo se metió en una ronda de ocho personas y yo me metí. Después me enteré que el que estaba haciendo burla era Fernando", agregó

En otro fragmento de la entrevista, Thomsen señaló que el que le pega la primera piña a Fernando fue Enzo Comelli "porque era el que le había pegado a Matías, le pegó y yo fui atrás a meterme en el grupo. Siento que me pegan una piña en el mentón y empiezo a tirar patadas al aire".

El joven negó lo declarado por testigos que aseguraron que había agarrado de los pelos a Fernando y lo golpeó contra el piso. "No pasó. Yo solo me acuerdo que entré a tirar patadas, no tenía noción de lo que estaba haciendo", indicó. Además ratificó que quien le pegó una patada a Báez Sosa cuando se encontraba tirado en el piso fue Ciro Pertossi: "Yo no fui. Eso se comprobó que esa patada no llega a impactar. Siempre dijeron que esa persona fui yo pero claramente no era".

Tras el cambio de abogado, (se trata de Francisco Oneto, ex candidato a vicegobernador de La Libertad Avanza), la entrevista se dio en el marco de una nueva estrategia para revertir la pena dispuesta por el Tribunal Oral en lo Criminal N° 1 de Dolores. Así, Thomsen insistió en brindar los motivos de no haber hablado antes: “Es algo que pasó y no me voy a esconder. Siempre quise contar lo que pasó, pero no me dieron la oportunidad. Me decían que no, porque era contraproducente y podría ser usado en mi contra. Yo quería contar que había sido partícipe, pero no tenía intención de que pasara eso”.

En línea con el cambio de estrategia de su nuevo representante legal, habló de Fernando, su víctima: “Era una persona joven, como nosotros. Cargar con la conciencia de que sí, fue por culpa de nosotros, mía también... Pero nadie lo quiso así. Estoy seguro: ni yo ni mis amigos, ninguno quiso que esto terminara como terminó. Es una vida y nadie es quién para quitarle la vida a una persona”. Otra vez se largó a llorar. Y finalizó: "No me siento asesino”.

TEMAS RELACIONADOS
DEJA TU COMENTARIO: