La filosa respuesta de "La Sirena de Esquel" a sus haters, tras volverse viral

Paula Olmedo empezó a practicar "mermaiding", un movimiento que imita a la figura mitológica y que moviliza a miles de jóvenes en distintas partes del mundo.

Paula Olmedo se hizo popular en las redes sociales por convertirse en una sirena e instalarse, definitivamente, en un movimiento que es poco conocido en Argentina, pero que mueve a miles de jóvenes en distintas partes del mundo.

“Mis amigos y familia fueron los primeros en apoyarme desde que dije ‘quiero ser una sirena’. Nunca recibí un comentario negativo dentro de mi entorno, ni siquiera en el trabajo”, reconoció la mujer de 30 años que es conocida en Argentina como “La Sirena de Esquel”.



Sin embargo, desde que se empezó a hacer más conocida en las redes sociales, no tardaron en llegar los famosos “haters”, a los que Olmedo les hace oídos sordos.

“La verdad es que me estoy cagando de risa de las cosas que comentan, si me querían lastimar eligieron mal su objetivo. ¿Qué les hace pensar que me importa lo que la gente piensa? Ando vestida de sirena y tengo la cabeza rosada en una ciudad muy chica... nada puede lastimarme”, les respondió a través de sus redes sociales.

Sirena Esquel

Además, Olmedo se aferra al apoyo de sus familiares, amigos y vecinos del lugar donde vive. “La gente es muy simpática cuando me ven por ahí vestida de sirena me saludan, me piden fotos. Los nenes se acercan y me charlan”, reconoció en diálogo con Ámbito.com.

Cómo Paula Olmedo se convirtió en “La Sirena de Esquel”

En una entrevista con El Destape, Paula recordó que empezó a practica el mermaiding por casualidad y por hazaña de los algoritmos, ya que “reconocieron” que le gusta la magia y le recomendó perfiles de sirenas.

Fue así que comenzó, primero, con la estética, pero más temprano que tarde se metió de lleno en un deporte que es exigente para el cuerpo y la mente.

Sirena de Esquel

El mermaiding consiste en nadar como sirena, con las piernas juntas en impulsos que nacen desde la cadera y aguantando la respiración bajo el agua mucho tiempo y en actividad, lo que requiere trabajo pulmonar y mental.

En el mundo es una práctica bastante común y las sirenas trabajan profesionalmente en espectáculos bajo el agua.

DEJA TU COMENTARIO: