La Facultad de Ingeniería alerta que no puede garantizar la apertura del edificio por el recorte de presupuesto

Producto de la crisis en la universidad pública, los docentes brindan clases abiertas en modo de protesta para que no haya más desfinanciamiento en la UBA.

Luego de que el ministerio de Capital Humano haya anunciado el incremento de fondos de un 70% en marzo, el vicerrector de la UBA aseguró que como “no estaba nada firmado”, por eso harán una clase abierta en modo de protesta porque no se puede garantizar la apertura del edificio por el recorte.

El secretario de Gestión Académica, Lucas Macías, habló con Diego Lewen en Mañanas Argentinas en C5N y reveló que la situación es “mucha incertidumbre”, pero aclaró que siempre se trabajó con lo justo.

“Tenemos problemas edilicios desde el año pasado, ya habíamos empezando las obras que ya no se van a poder hacer por la falta de presupuesto. El problema que tenemos hoy es que la solución se vuelve imposible”, expresó Macías y aclaró que esto lleva a que no se pueda garantizar la apertura del edificio.

Además, destacó la importancia de la universidad en el mundo: “La verdad que la UBA y la de Ingeniería se destacan a nivel país y a nivel mundo como si pudo observar los rankings. Estamos muy felices de estar en ese lugar a nivel mundial, pero dada la situación actual estamos muy decepcionados, tristes de no poder continuar brindando esa información a nuestros estudiantes”.

Por último, agregó: “Tanto docentes como estudiantes, están preocupados por la situación. Es un bien que no podemos dejar de pelear por él, así como se forman profesionales de todo tipo. Esa información, la investigación, la extensión de rama que se hace”.

DEJA TU COMENTARIO: