Desmedido operativo en La Pampa para detener a una nena que robó útiles: qué dijo la mamá

Dos patrulleros, dos motos y agentes a pie trasladaron a la menor de 13 años a la comisaría por llevarse un paquete de fibras y unos lápices. "Pensó que haciendo eso me iba a ayudar", explicó su mamá en C5N.

Una nena de 13 años fue detenida en La Pampa luego de robar útiles escolares en medio de un gran operativo policial que fue criticado por su madre, quien explicó que la menor lo hizo porque "pensó que me iba a ayudar" con los gastos por el inicio de clases.

El hecho ocurrió alrededor de las 19.30 del lunes en una librería céntrica de General Pico ubicada sobre la calle 20 entre 13 y 15. Tras la denuncia de la encargada del local, al lugar llegaron dos patrulleros y dos motos de la Policía, además de agentes a pie, quienes trasladaron a la menor hasta la Comisaría Cuarta.

La nena se había llevado un paquete de 12 fibras y algunos lápices. "Yo a la mañana había ido con la platita que había juntado a comprarles algunas cosas de la escuela. Compré lo poquito que pude y ella vio mi preocupación", contó Natalia, su mamá, en diálogo con el equipo de Mañanas Argentinas por C5N.

La mujer es viuda y tiene seis hijas, de las cuales cuatro están en edad escolar. "No les podía comprar su calzado, entonces ella pensó que haciendo eso me iba a ayudar en algo. Me pidió perdón, me dijo que estaba arrepentida, que le gustaría poder volver atrás y no hacerlo", agregó.

"Yo trabajo de lo que me llamen: cuidado de abuelos, limpieza, albañil, hay noches que me llaman para servicio de catering o de bachera. De lo que me llaman, yo voy. Tuve un trabajo fijo, pero se me complicaba con mis nenas que cada una va a diferente horario, con la comida, entonces no puedo descuidarlas tampoco", explicó Natalia.

También señaló que su reacción fue "primero abrazarla, contenerla a ella porque estaba asustada. Mis nenas más grandes la retaron porque ella sabe muy bien que esa no es la vía. Y acompañarla, porque hay criaturas que por maldad o para joder le van a decir cosas. Es un proceso que la vamos a tener que acompañar", sostuvo.

El caso se viralizó y despertó indignación en las redes sociales, por lo que muchas personas decidieron colaborar con la familia. "Me empezaron a llover mensajes y llamadas para acompañarnos, preguntarme qué necesitábamos, ver cómo estaba mi nena", aseguró Natalia.

"El viernes nos llegan todas las donaciones que la gente nos hizo. Yo voy a agarrar lo que mis hijas necesitan y lo que sobre se lo voy a dar a otros nenes que también necesiten. No nos vamos a quedar con todo porque no es necesario", subrayó.

TEMAS RELACIONADOS
DEJA TU COMENTARIO: