Crimen del empresario descuartizado: declaró Charlotte Caniggia y se desentendió de la causa

La mediática se presentó en la SubDDI de Esteban Echeverría para responder las preguntas del fiscal Domínguez debido a que uno de los imputados aseguró que le había prestado un departamento al empresario para realizar operaciones bursátiles. "Hace años que no lo veo", expresó. 

Acompañada de su abogado, Alejandro Cipolla, Charlotte se presentó en la SubDirección Departamental de Investigaciones (SubDDI) Esteban Echeverría para responder las preguntas del fiscal Marcelo Domínguez.

"No lo registraba, no va a contestar nada porque no tiene razón de ser el interrogatorio ya está. No fue ninguna vez a su departamento, ellos se encontraron en lugares públicos", expresó a la salida el abogado de la mediática.

Quien a su vez explicó que Charlotte "era amigo del novio, nada tiene que ver con ella". Sobre los encuentros con el empresario hallado descuartizado señaló que los mismos "solo fueron encuentros sociales con su novio como cualquier persona con su pareja. Ella no lo conoce, no debería haber sido citada".

charlotte.jpg

Por su parte, la hija de Claudio Caniggia, intentó mostrarse ajena a la causa y en una de las pocos dichos realizados a la prensa aseguró: "Hace años que no lo veo. Están armando un circo al pedo chicos, hay cosas más importantes que venir a buscarme a mi".

Crimen de Pérez Algaba: por qué fue citada a declarar Charlotte Caniggia

La mediática, Charlotte Caniggia, fue citada por el fiscal Marcelo Domínguez, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 5 de Lomas de Zamora, para declarar como testigo luego de ser mencionada en la declaración indagatoria del comisario de la Policía de la Ciudad Horacio Mariano Córdoba, uno de los de siete detenidos por el homicidio del empresario Fernando Pérez Algaba.

Según sus dichos, Córdoba detalló que Pérez Algaba lo citó en una oficina de Puerto Madero, “muy ostentosa, donde había muchas computadoras, con chicos haciendo 'trading'”, que según dichos de la propia víctima, “se la había prestado Charlotte Caniggia”.

“La idea era poder confirmar si, tal como confesó uno de los detenidos, una de las construcciones del predio, que luego fue demolida, es el lugar del hecho, es decir la escena del crimen”, explicó a Télam alta fuente policial que trabaja en el caso.

Crimen de Pérez Algaba: la confesión de uno de los detenidos

Nahuel Sebastián Vargas, otro de los siete detenidos por el caso, fue quien al ser indagado por el fiscal reveló que el asesinato de Lechuga lo cometió Maximiliano Ezequiel Pilepich, otro de los imputados, en una casa de campo de ese sitio, de dos balazos por la espalda y cuando la víctima estaba cambiando una bombita.

“En la segunda habitación a la izquierda la luz que había que cambiar estaba alta, entonces Fernando que era el más alto de los tres, toma una silla y se para en la silla para cambiar la luz”, declaró Vargas.

El acusado explicó que en ese momento salió del lugar a pedido de Pilepich para abrir una ventana y, en ese momento, escuchó los dos disparos. Cuando regresó, Pilepich le confesó que “ya no aguantaba más” y que “hay límites”, en referencia a que el empresario le venía exigiendo que le pague una deuda y a un hecho que involucraba a su hija adolescente.

“Maxi estaba enojado porque Fernando había agregado al Instagram a su hija de 13 años y le escribía y luego realizaba capturas de pantalla y se las enviaba a Maxi para provocarlo”, contó Vargas.

Para el Ministerio Público, el crimen del empresario Pérez Algaba fue cometido por una deuda de 50.000 dólares y 17 terrenos que el imputado Pilepich debía entregarle a la víctima quien, con el fin de cobrarla, fue la tarde del 18 de julio hasta el predio Renacer de General Rodríguez a encontrarse con él.

TEMAS RELACIONADOS
DEJA TU COMENTARIO: