Ley Bases y paquete fiscal: el Gobierno dice que hay dictamen, pero las firmas no están

El documento aún no cuenta con las rúbricas, aunque desde el oficialismo aseguran que en las próximas horas estarán. El acuerdo se logró una vez terminado el tratamiento en las comisiones en el despacho de Villarruel con la presencia de Guillermo Francos

En una jornada de negociaciones tensas y mucha incertidumbre sobre la posibilidad de que haya un dictamen, finalmente La Libertad Avanza logró el acuerdo para avanzar con la Ley Bases y el paquete fiscal. Aún no están todas las firmas, ya que algunos senadores no estuvieron en el momento de la rúbrica, pero desde el oficialismo aseguran convencidos que están garantizadas y en las próximas horas se hará efectivo el documento.

Desde primera hora se barajaba la posibilidad de que no haya dictamen y, con el correr de las horas, fueron cambiando las versiones. Hasta las 20hs aproximadamente, no había dictamen. La presencia del jefe de Gabinete, Guillermo Francos, que arribó una hora antes de logrado el acuerdo, hizo que se destraben las negociaciones junto con la presidenta del Senado, Victoria Villarruel.

En el despacho de presidencia estuvieron los senadores dialoguistas que habían acordado con anterioridad su acompañamiento, como es el caso de los senadores Victor Zimmerman y Eduardo Vischi, como así también Guadalupe Tagliaferri y José María Carambia. Este último, había presentado una nota para adelantar que llevaría adelante la firma de un dictamen propio. El santacruceño, sumándose a la definición de Martín Lousteau de tener un proyecto de su autoría, dejaría sin posibilidad al oficialismo de avanzar.

Para lograr el dictamen de la Ley Bases, se requieren 28 de las 53 firmas del plenario de comisiones, la mitad más uno del total de los integrantes en cada una de ellas. Al ser Lousteau y Carambia integrantes de Legislación General, la chance de llegar a las 9 voluntades necesarias para avanzar en esa comisión, se hacía imposible. No daban las cuentas. Por eso, la definición del santacruceño fue crucial.

Carambia pretendía que en el proyecto se aumenten las regalías mineras del capítulo de hidrocarburos. Formalmente pedía que se pase de un 3% a un 15%, aunque finalmente negoció un 5%. A partir de esta modificación que aceptó el oficialismo, comenzó a formalizarse la posibilidad de que haya dictamen.

A partir de ese entonces, la firma de Guadalupe Tagliaferri que, hasta ese momento no había acompañado, se volvió crucial. Finalmente, la porteña accedió a suscribir el despacho, con el compromiso del oficialismo de que, tanto Diputados como el Ejecutivo, respeten los cambios hechos en el Senado.

Por su parte, de los bloques aliados que acompañaron a La Libertad Avanza, los únicos que no acompañaron con la firma del dictamen del oficialismo fueron Maximiliano Abad y Martín Lousteau de la UCR. En el caso del porteño, ya había anunciado que iría con un dictamen propio, el cual habrá que esperar para los próximos días.

En redes sociales, el vocero presidencial, Manuel Adorni; y el presidente de la Cámara de Diputados, Martín Menem, anunciaron que el dictamen estaba firmado; a pesar de que técnicamente las firmas no estaban rubricadas. Ahora, los senadores restantes deben poner el gancho para que formalmente haya despacho.

Cómo continúa el debate de la Ley Bases y paquete fiscal

En primer lugar, tienen que confirmarse todas las firmas faltantes en las próximas horas para que el documento sea válido. A partir de ese momento, queda en manos del oficialismo la convocatoria a una sesión, que podría ser el jueves próximo –en caso de que mañana aparezcan todas las rúbricas-. En el Senado, para poder sesionar, tienen que pasar 7 días desde la firma de los dictámenes.

Por otro lado, el Gobierno deberá definir si convoca al plenario tras el anuncio del cuarto intermedio o si da por tierra el conocimiento de los dictámenes y avanza directamente hacia el recinto. Sería muy desprolijo convocar sin un tema a debatir, pero también lo fue haber llamado a un cuarto intermedio sin fecha de continuación sin saber qué pasaría con los dictámenes.

Ya en sesión, las cosas no están tan fáciles para La Libertad Avanza. Por más de haber logrado el dictamen -arañando con las firmas- esto no significa que quienes hayan firmado vayan a acompañar todas las iniciativas en particular. En el transcurso de la tarde, un senador decía que “los triunfos tienen que ser holgados, no pírricos”. De suceder esto último, peligra el articulado de la ley bases.

TEMAS RELACIONADOS
DEJA TU COMENTARIO: