Rusia destruyó un satélite con un misil y puso en riesgo la Estación Espacial Internacional

La lluvia de desechos obligó a siete astronautas a refugiarse en cápsulas. Estados Unidos habló de acto "irresponsable".

La destrucción de un satélite en desuso con un misil por parte de Rusia puso en peligro a la Estación Espacial Internacional (EEI), donde siete astronautas debieron refugiarse en cápsulas debido a la lluvia de desechos. Estados Unidos, mediante un comunicado, precisó que se trató de un acto "irresponsable".

Según aseguró Ned Price, vocero del Departamento de Estado estadounidense, el ataque generó "hasta ahora más de 1.500 piezas de desechos orbitales rastreables y cientos de miles de piezas de desechos orbitales más pequeñas que ahora amenazan los intereses de todas las naciones".



Los desechos encendieron todas las alarmas en la EEI, la cuál orbita a una altitud de unos 420 km. y tiene actualmente siete tripulantes a bordo: cuatro estadounidenses, un alemán y dos rusos. Según las primeras informaciones, debieron buscar refugio en dos naves especiales para no poner en riesgo sus vidas.

Desde Roscosmos, la agencia espacial rusa, hicieron referencia a este incidente pero le restaron importancia. "La órbita del objeto, que obligó hoy a la tripulación a trasladarse a la nave espacial según los procedimientos habituales, se ha alejado de la órbita de la EEI. La estación está en la zona verde", escribieron en su cuenta de Twitter.

https://twitter.com/roscosmos/status/1460256220124782595

DEJA TU COMENTARIO: