Automotrices: suba de precios, baja de mercado (no desplome) y foco exportador

Se espera que devaluación se traslade a precios. Retroceso de patenamientos a nivel 2022. Dudas respecto al bono para deuda comercial. Plazos de pago de importación: certezas no ideales.

Corría recién el mes de febrero. Cuando aún no estaban confirmadas siquiera las candidaturas presidenciales. Para sorpresa de la mesa, reunida en rigor vía zoom, el CEO regional de una de las principales automotrices disparó: “El próximo presidente va a ser Milei y ya nos tenemos que preparar, porque no vamos a vender tantos autos nacionales”. Un alerta prematuro, tomado a la ligera como un escenario improbable, pero que en estos días afloró en el recuerdo de los participantes de aquella reunión.

Las primera impresiones del sector: aumento de precios, caída del mercado en 2024 (no desplome), asignación a una mayor cuota a exportaciones y certezas en plazos de pago a proveedores, pero incertidumbre respecto al bono para deudas comerciales

Traslado

Las empresas automotrices radicadas en el país analizan con cuidado las medidas anunciadas por el ministro de Economía Luis Caputo. Al igual que en otros actores de la economía y la política, optaron por la cautela y por evitar declaraciones públicas. No obstante, el primer impacto lógico será, al igual que en tantos otros sectores, un aumento inevitable de precios. La suba del valor del dólar oficial se trasladará al precio los vehículos. Incluso de los nacionales, ya que tienen una gran cantidad de componentes importados, que se traerán a un dólar a $1.040, por la aplicación del Impuesto PAIS. Asimismo, el gobierno deberá rever el denominado impuesto al lujo, que hoy pagan los modelos desde $14 millones de pesos, piso que superarán pronto incluso los autos chicos, del segmento B.

No obstante, actualmente la falta de stock por trabas a la importación lleva a que estén desvirtuadas las listas oficiales por los recargos que aplican los concesionarios. Entonces, resta ver cómo se recompondrá la oferta, donde hoy asoman claroscuros: si se libera la importación podría haber más autos, pero podrían estar lejos del bolsillo. Asimismo, el beneficio relativo que hoy tienen los modelos nacionales se perdería. Algunas plantas locales ya evalúan cambiar el mix y destinar una mayor cuota a la exportación. El alcance de la liberación del comercio en el sector, es todavía una duda.

Las marcas y los concesionarios buscan hacer proyecciones en medio de la neblina, y parece haber cierto conceso en que se detendrá la curva de crecimiento de patentamientos en el mercado local. Este año el mercado oscilará en las 450 mil unidades. Y las previsiones de alcanzar el medio millón en 2024 ayer se reconfiguraron. Tampoco se espera un desplome: se espera un leve descenso, un retroceso al mercado de 2022, cuando se vendieron 407 mil vehículos 0KM.

Por otra parte, el Banco Central informó que, si bien se eliminan las cuestionadas SIRAs, los pagos a proveedores para importar autos y piezas seguirá siendo diferido. Para autos terminados será 180 días. Para las piezas para fabricar autos, se podrá pagar de a 25% cada 30 días. “No es lo ideal, pero esto ya es una certeza que antes no teníamos”, dijeron a C5N Autos desde una automotriz. Asimismo, el Central puso a disposición la emisión de títulos para importadores con deuda comercial pendientes de pago, que se suscribirán al dólar mayorista y se pagarán en dólares con opción de rescate anticipado. Según se dio a conocer, se trata de la creación de la Nota del BCRA denominada Bonos para la Reconstrucción de una Argentina Libre (BOPREAL) con un plazo máximo de vencimiento para el 31 de octubre de 2027, una suerte de estatización de la deuda de importadores.

Ayer, además, hubo reunión en la asociación de fábricas automotrices, Adefa, donde se analizaron las distintas variables. “Arden los llamados, y seguimos sacando cuenta del impacto Impuesto País, del impuesto interno, etcétera”, mencionaron a este medio desde la entidad. “Son todas dudas, hay que entender bien la letra chica del bono que proponen y qué va a pasar de acá adelante”, expresó otro directivo con silla en el cónclave.

DEJA TU COMENTARIO: