Otro paso en falso de Santiago Álvarez: afuera de la gerencia financiera de YPF

Se desempeñó en la petrolera estatal como vicepresidente de Asuntos Corporativos, Comunicación y Marketing. Ostenta un oscuro legajo en su paso por la TV Pública y la agencia Télam.

En las últimas horas, Santiago "Patucho" Álvarez confirmó su salida de la gerencia financiera de la petrolera estatal YPF, donde se desempeñó como vicepresidente de Asuntos Corporativos, Comunicación y Marketing.

-YPF
Más cambios en el directorio de la petrolera estatal.

Más cambios en el directorio de la petrolera estatal.

Una salida presentada como "renuncia" que tiene más visos de tratarse de un desplazamiento, que representa un nuevo paso en falso de "Patuchito" Álvarez, quien fue Gerente de Noticias en la TV Pública y desde allí saltó a la dirección de la agencia Télam, desde donde salió eyectado tras las señales de repudio que recogió en su gestión.

En su gestión en la TV Pública, los trabajadores lo cuestionaron por su "soberbia". Pero en Télam las cosas empeoraron y uno de los casos más escandalosos en la agencia de noticia estatal involucró justamente a tres gerentes nombrados por Álvarez.

Ocurrió unos días antes de la asunción de Mauricio Macri a la presidencia en 2015, cuando los tres directivos fueron filmados transportando cajas, bolsas de residuos y una trituradora de papel con fines poco claros. La sospecha era que trataban de sustraer y destruir documentos públicos para ocultar movimientos sospechosos.

Su trayectoria allí guarda recuerdos poco gratos. De hecho, un grupo de periodistas de la agencia creó una cuenta de Twitter para informar que "a diferencia de las anteriores gestiones, casi no permiten que se emitan cables con el pensamiento de los opositores". Denunciaban también que Álvarez contaba con "comisarios políticos" en la redacción.

Finalmente, fue desplazado como presidente de Télam luego de la polémica generada por la denuncia que le realizó la Comisión Gremial Interna de la agencia. De hecho, trabajadores denunciaron la situación y afirmaron que la persecución gremial del directorio de Télam estaba «destinada sin miramientos a aniquilar la organización gremial de los trabajadores de prensa».

Álvarez proviene de una familia con lazos políticos. Su padre, "Patucho" Álvarez, fue ministro de Bienestar Social de La Pampa entre 1994 y 1999, gestión por la que terminó condenado a cuatro años y medio de prisión por enriquecimiento ilícito.

La Cámara en lo Criminal 1 de Santa Rosa lo condenó a indemnizar al Estado y fue inhabilitado para ejercer cargos públicos, por manejos indebidos con dinero destinado a la acción social.

Afuera de YPF

Ahora, en una reunión reciente del Directorio, llevada a cabo el miércoles 29 de noviembre, la petrolera le aceptó su "renuncia". Dejará su cargo a partir del 1 de diciembre.

Los cambios en el directorio y en la estructura organizativa de la empresa aceleran la salida de varios ejecutivos vinculados a la gestión actual, que es encabezada por el patagónico Pablo González, ante la anunciada llegada a partir del 10 de diciembre de Horacio Marín, tras a la asunción de Javier Milei como presidente de la Nación.

Marín, quien ya fue confirmado para encabezar la conducción de la petrolera de mayoría accionaria estatal, se desempañaba hasta ahora como presidente de Exploración y Producción de Tecpetrol, del Grupo Techint.

Las autoridades de la petrolera informaron a la Comisión Nacional de Valores su alejamiento, que forma parte de una serie de cambios en el directorio y en la estructura organizativa de primer nivel de la empresa. Y además se realiza en cumplimiento de las normas de la CNV, ByMA y MAE.

La conducción financiera de YPF quedó en el ojo de la tormenta por la reciente crisis de desabastecimiento de combustibles que se registró en todo el país.

En particular por la demora en la importación de dos barcos cargados de combustibles que estuvieron esperando en el Río de la Plata.

Quienes están al tanto de aquel episodio recordaron que funcionarios claves del Banco Central y de la Aduana, en momentos de fuerte restricción cambiaria, le indicaron a la dirección financiera de YPF que debía saldar el pago de esas importaciones con prefinanciamiento propio.

Sin reacción, los barcos quedaron varados a kilómetros del Puerto de Buenos Aires durante varios días, hasta que recrudeció el faltante de naftas y gasoil en las estaciones de servicio.

DEJA TU COMENTARIO: