Ford ya produce los motores de la Ranger en Argentina

Completó así un ciclo de inversiones de u$s660 millones para producir la nueva generación de la pick-up mediana.

Ford realizó la inauguración y puesta en marcha de su nueva planta de motores, dentro del predio industrial ubicado en la localidad de Pacheco, provincia de Buenos Aires, dónde produce la nueva generación de la pick-up mediana Ranger.

Hasta el momento, la camioneta se producía localmente pero los motores venían importados. Ahora, pasará a ser el vehiculo en su totalidad de industria nacional, un paso muy importante para la marca americana que completa de esta manera el total de u$s660 millones que demandó como inversión para producir la nueva Ranger en Argentina.

Ford-ranger.png

La nueva planta producirá, en la misma línea, los dos modernos motores turbodiésel: el Lion 3.0L V6, de 250 CV y 600 Nm de torque, y el cuatro cilindros 2.0L Panther, con 170 CV y 405 Nm de torque. Hay un tercer motor en Ranger, una variante bi-turbo del 2.0 litros Panther, qué seguirá llegando importado, aunque la marca resaltó que los dos motores, ahora de industria nacional, representan más del 80% de las ventas de Ranger.

Martin-galdeano-ford.png

Producción inteligente 4.0

La planta de motores sigue el concepto de manufactura 4.0 ya adoptado en otras zonas de la fábrica, con un alto nivel de tecnología, automatización, conectividad y sustentabilidad. El amplio uso de la digitalización y el control inteligente de procesos contribuyen a garantizar la máxima calidad y eficiencia en la producción.

“La mejora continua de nuestros productos y nuestra competitividad es clave para el negocio de Ford en la región. Desde su lanzamiento, la Nueva Ranger ha mejorado en todos los indicadores. La calidad es un gran diferencial del producto, lo que impacta directamente en la satisfacción de nuestros clientes”, afirmó Martín Galdeano, presidente de Ford Argentina y Sudamérica.

Según Galdeano, a pesar de que se trata de un vehículo con 95% de piezas nuevas, la actual Ranger ya inició su producción con el mismo nivel de calidad que la generación anterior, plataforma que ha sido mejorada a lo largo de más de 10 años de mejora continua. “Esto no tiene precedentes y, con la nacionalización de la producción de los motores, damos un paso más en este proceso de mejora constante”, destacó Galdeano.

DEJA TU COMENTARIO: