Con críticas al Gobierno, la Sociedad Rural se mostró en desacuerdo con el nuevo dólar soja

El presidente de la entidad, Nicolás Pino, manifestó que los productores buscan "un tipo de cambio único y recibir el precio internacional del producto".

El presidente de la Sociedad Rural Argentina (SRA), Nicolás Pino, cuestionó el relanzamiento del dólar soja y acusó al Gobierno de buscar el "beneficio propio". Además, advirtió que en la medida no va en línea con las pretensiones de los productores, quienes esperan "un tipo de cambio único y recibir el precio internacional del producto".

"La nueva edición del dólar soja las toma el gobierno para beneficio propio y no van en línea con lo queremos los productores que es un tipo de cambio único y recibir el precio internacional del producto", publicó Pino en su cuenta de Twitter.



"No sabemos cómo va a funcionar este nuevo esquema cambiario, pero a juzgar con lo que pasó en septiembre con las operaciones en la cadena comercial entre canjes de insumos, alquileres de campos y precios en los mercados, nos preocupa porque aparecen los vivos de siempre", añadió.

nicolas pino tuit

Por su parte, la Federación Agraria, otra de las entidades que integra la Mesa de Enlace, consideró que el régimen de dólar soja "no es el camino a seguir" y que la multiplicidad de tipos de cambio "atenta contra el sector y la economía en general".

"Sin una política agropecuaria, los parches no sirven", publicaron en su cuenta de Twitter.

Embed

Cómo es el nuevo régimen especial de dólar soja

La medida impulsada por el ministro de Economía, Sergio Massa, que entrará en vigencia desde el lunes y durará hasta el 31 de diciembre, establece un nuevo régimen que crea condiciones de ingreso de divisas para los exportadores, que tendrán un tipo de cambio especial de $230. Esta condición se aplicará únicamente para la soja y los registros de exportaciones del complejo industrial sojero.

El programa tiene como objetivo reforzar las reservas del Banco Central, batir el récord de exportaciones del complejo agroindustrial, obtener una mayor recaudación, generar mayor nivel de actividad en el sector agropecuario y agroindustrial y asistir a las cadenas de valor láctea, avícola y porcina. El Gobierno estima que habrá una liquidación superior a los u$s3.000 millones.

DEJA TU COMENTARIO: